El largo camino de dejar de pensar en alguien

Morimos en el sitio que le he prestado al aire; para que estés fuera de mí…

Jaime Sabines

 

¿No te ha pasado que cuando quieres dejar de pensar en una persona terminas recordándola?

Y así, cada vez que llega ese pensamiento de olvido, regresa el golpe de recuerdo y vuelves a empezar, reduciendo todo tu esfuerzo a cero, convirtiéndolo todo en  círculo vicioso. En Ciudad Escondida, tenemos algunos consejos que podrían ayudarte si no la ves llegar.

La otra vez, uno de mis mejores amigos me preguntó que cómo le podría hacer para dejar de pensar en alguien. Cuestionamiento, que, la verdad, me sacó de balance, ya que sabía, de antemano, que no había un remedio casero o científico en la actualidad capaz de garantizar que dejes de pensar en alguien. En ese momento recordé que no hace mucho me hice la misma pregunta para darle mate a esa tormenta de pensamientos que atrofiaban tu mente.

Lo que hice fue buscar (obviamente, como buen millenial que soy) en Internet acerca de este temazo, lo que encontré fue decepcionante, ya que el contenido que hallé sólo decía que debía cerrar ciclos, dejar ir, distraerte. ¬¬. Pero no decía específicamente lo que había que hacer; encontrada dicha información me resigné a no seguir buscando más esta respuesta, y continuar con mi vida. Curioso fue mi andar que en el camino fui descubriendo las respuestas sin necesidad de una receta. Respuestas que condensé para ayudar a mi amigo y que, ahora, comparto con ustedes. Aquí van:

Cerrar ciclos

¡Dah! Pues bien, parece contradictorio pero el hecho de que tengas la oportunidad de despedirte de una persona, ayuda demasiado a no sentir “que te faltó algo por hacer”.

Apoyo familiar

Uno siempre vuelve a sus orígenes, tu familia te conoce mejor que nadie y sabe que a la hora de la comida (con tremenda cara) estás pensando en esa persona, ellos, como parte de ti. Harán todo lo posible por hacerte sentir bien.

Hacer algún deporte (que incluya trabajo en equipo)

Sucedió que me di cuenta, que cuando jugaba futbol de llano en los primero minutos, parecía distraído, luego me di cuenta que si no me concentraba, algún jugador contrario abusaría de mi estado y seguramente me metería un fregadazo. Al final del partido me daba cuenta que no pensaba más en esa persona y se volvía costumbre que estuviera fuera de mi.

Amistad

Tus amigos (si de verdad lo son) siempre estarán ahí, sin importar si los abriste por estar en tu relación, a ellos, les podrás contar todo lo que pasó y sacar el sentimiento que llevas. Recuerda: mejor afuera que adentro.

Evita las borracheras

Si bien es cierto que el alcohol te pone bomba, en exceso tiene un efecto depresivo. Quizás no lo sientas en el momento, pero cuando ya estás flamas te van a dar ganas primero de stalkear a tu ex, y luego de llamarle. Ten tantito respeto y no pierdas tu dignidad por este tipo de acciones de las que el 100% de las personas se arrepiente.

Leer

Tu mente está al máximo, y esa inercia que llevas debes aprovecharla a todo vapor. Lee a tu autor favorito y vuela toda tu imaginación, ¡verás que terminarás soñando con todo lo que acabas de leer!.

Consiéntete

Siendo estrictos esto deberías hacer siempre aunque estés o no con alguien, regálate esa salida a donde siempre quisiste, esos tenis, ese lapicero, por muy pequeño que sea, ¡todo cuenta ahora!

Deja de stalkear

Es difícil lo sé, pero hazte esta pregunta ¿Qué te hace sentir ver a tu ex pareja? ¿no se siente bien verdad?. Entonces ¿para qué lo haces?

La vida es corta

Y cuando esteís en vuestro lecho, cansado de pensar y pensar durante semanas y semanas. ¿No cambiareis todo los días desde aquí hasta entonces por una oportunidad, solo una oportunidad, de pensar que no vale la pena que esa persona esté en tu cabeza?

 

 

Esto te puede interesar

Deja un comentario