Por que amamos a Nick Sax y a Happy!

Para todos los que no hayan visto este cómico drama criminal, Happy! es una historia que se lleva a cabo en navidad, entre villancicos y trajes de santa tiene todo, menos la típica magia navideña donde todo se resuelve de la mejor manera.

Happy! está basada en la basada en el comic del mismo nombre creada por el escritor, Grant Morrison y el artista, Darick Robertson.. y hace poco más de un mes (26 de abril) se estrenó a nivel mundial en la plataforma de entretenimiento Netflix.

Nuestro personaje principal Nick Sax (Christopher Meloni) , un ex detective alcohólico con serios problemas con la mafia, revive de un disparo y ahora tiene la suerte de ver a un pequeño unicornio alado muy caricaturesco que le pide ayuda para resolver el secuestro Hailey.

Uno de los grandes atractivos es el diseño visual, un serie muy oscura contrastada con la magia de animaciones bastante simples que dotan de un dinamismo sin igual. La serie Happy! ha sido capaz de crear su fórmula mágica mezclando géneros en una medida justa para que la combinación sea inequívocamente genial para la audiencia. Predomina la acción con unas buenas dosis de humor negro y esas frases que dicen “No te saldrás con la tuya” que se vuelven memorables. Pero también tiene un espacio para el drama e incluso hay momentos donde los personajes parecen estar en una historia  conocida de toy story.

La historia de compañeros forzados (donde uno es muy duro y “trabaja solo”) vuelve a funcionar en esta entrega pero, de una manera muy especial porque Nick, saca provecho de ser el único que ve a Happy.

Nuestro veredicto es sencillo, Happy! merece ser vista por la dimensión que le da a los amigos imaginarios, por su humor negro, por los personajes y por la excelente ambientación donde sucede de todo, menos algo navideño

Si ya viste Happy! cuéntanos tus impresiones y dinos, ¿Te gustaría una segunda temporada?

Esto te puede interesar

Deja un comentario